Click acá para ir directamente al contenido

book icon Domingo 12 de junio de 2022

Los detalles del proyecto para la prohibición de armas

Andrea Vial Andrea Vial

La encuesta CEP de esta semana no aguanta segundas lecturas. La preocupación principal de la ciudadanía es el combate de la delincuencia. Y quitarles las armas a los criminales ayuda en la tarea. He aquí la iniciativa que La Moneda enviará, con discusión inmediata, la primera semana de julio.

Andrea Vial

Hace un par de días, el actor Matthew McConaughey se paró en el podio de la sala de conferencias de prensa de la Casa Blanca en Washington, para hablar durante 20 minutos sobre los escolares y profesoras que murieron baleados por un adolescente en un colegio de Uvalde, Texas.

Estaba enojado. Tanto, que a ratos golpeaba la mesa. El ganador de un Oscar de la Academia tenía en sus manos las historias de las víctimas. Había estado en el colegio de la tragedia conversando con las familias que perdieron a sus niños. McConaughey conoce bien el lugar, pues creció muy cerca de ese vecindario. Junto a su mujer, Camilla, compartieron por horas con padres, hermanos, y también con los hijos de una de las profesoras que murió en la matanza.

El momento más dramático fue cuando el actor, prácticamente llorando, señaló que el arma de fuego que le quitó la vida a esos pequeños -un rifle semiautomático- desfiguró a tal punto sus rostros que, para muchos, la posibilidad de reconocimiento fue a través de una prueba de ADN. Para los padres de Maite Rodríguez de 10 años, dijo, sus zapatillas Converse verde fueron lo único que les permitió identificarla.

McConaughey, en un intento por buscar empatía y apoyo a la causa que hoy lo desgarra, llevó y mostró las zapatillas en la sala donde hablaba: “Tenemos que aprovechar la ventana de oportunidad para legislar sobre el control de armas en el país más armado del mundo”, enfatizó.

Un día antes del emocionado discurso del famoso actor hollywoodense, el presidente Gabriel Boric se reunía en Ottawa con el primer ministro Justin Trudeau, para así conocer el proyecto de ley de tolerancia cero a las armas que impulsa en Canadá. Una idea que también expuso Boric en su Cuenta Pública, y que a principios de julio se verá plasmada en una propuesta legislativa que enviará al Congreso para su discusión inmediata.

Según la Dirección General de Movilización Nacional, al día de hoy existen 766 mil armas inscritas activas. De ellas, poco menos de la mitad están en la Región Metropolitana. Eso significa 39 armas por cada mil habitantes, entre escopetas, revólveres, pistolas y rifles. En enero se importaron 424 armas nuevas; en abril, 2.016. Sin embargo, estos números no dicen nada. De hecho, corresponden a las armas legales y, por lo tanto, pueden ser trazadas.

Pero, ¿cuántas armas hechizas o adaptadas existen? O ¿cuál es el número de armas que se importan de forma ilegal y que luego se venden a organizaciones criminales? No se sabe.

¿Cuántas armas hechizas o adaptadas existen? O ¿cuál es el número de armas que se importan de forma ilegal y que luego se venden a organizaciones criminales? No se sabe.


La última modificación a la Ley de Control de Armas dice que las pistolas a fogueo que sean “adaptables” o “transformables” van a estar sujetas a control y tendrán el mismo trato que las armas de fuego. Esto, porque hay muchos modelos de armas de fogueo que son casi idénticos a las armas convencionales. Vale decir, que haciéndole pequeñas modificaciones pueden soportar la explosión de la pólvora y salida de un proyectil.

Lo que falta es el reglamento que indique el listado de las armas a fogueo que entran en esta categoría y que, por lo tanto, estarían prohibidas. De hecho, según las últimas incautaciones del Ministerio Público, son este tipo de pistolas el que está aumentando. En simple, las armas a fogueo y las convencionales, con el número de serie borrado, son la gran novedad en los hechos delictuales de los últimos meses.

Las armas a fogueo y las convencionales, con el número de serie borrado, son la gran novedad en los hechos delictuales de los últimos meses.

Pero ¿qué va a ocurrir cuándo este reglamento entre en vigencia? ¿Cómo se ubican estas armas a fogueo adaptadas si no tienen número de serie ni un registro para su trazabilidad?

Para el ministerio del Interior, restringir el acceso a las armas de fuego ayudaría a disminuir las tasas de homicidios y delitos violentos. El problema es que una gran mayoría de ellas está en manos de personas que jamás van a permitir algún tipo de control.

Para el ministerio del Interior, restringir el acceso a las armas de fuego ayudaría a disminuir las tasas de homicidios y delitos violentos. El problema es que una gran mayoría de ellas está en manos de personas que jamás van a permitir algún tipo de control.

El gobierno va a proponer varias modificaciones legales. Entre ellas, normas más estrictas para la internación, distribución y compra de armas y municiones. Ya no bastará con decir que se precisa de un arma para la defensa personal. Ahora habrá que acreditar una necesidad indispensable y a través de antecedentes que se puedan verificar y evaluar por la autoridad.

También se busca restringir el acceso de armas a coleccionistas y la prohibición de acceso vía herencia. De igual forma, se discute la posibilidad de impedir el ingreso de armas al país por un período acotado de tiempo; por ejemplo, uno a dos años para los civiles que quieran comprar revólveres, rifles o pistolas.

Otra medida: se establecerán sanciones penales para los tenedores de armas que se nieguen a exhibirlas ante el fiscalizador. Hasta hoy, solo se cancelaba la licencia.

Una más: incentivar la denuncia inmediata frente al robo, hurto o extravío de un arma o munición, que hasta ahora tiene un plazo de 48 horas; así como incorporar más recursos para la identificación balística automatizada. Son ideas que irán en el proyecto que impulsa el gobierno.

De tomarnos en serio el tema de las armas, y no frivolizar la discusión en el parlamento, puede que -al igual que lo que plantea el actor Matthew McConaughey, en otra realidad- tengamos una ventana de oportunidad para frenar la violencia.

En Chile todavía no entra un joven a disparar a sus compañeros de colegio, pero nadie puede asegurar que ese día no pueda llegar pronto.

Andrea Vial